Divertidos accesorios tecnológicos de Pocoyó para niños

El siglo XXI será recordado, entre otras cosas, por ser la época de los llamados «nativos digitales«. Sí, no se extrañen si escuchan este término, porque nuestros pequeños encajan perfectamente en este perfil. Y resulta muy sencillo darse cuenta porque parece que hubieran nacido con un chip informático incorporado al cerebro y manejan una PC o laptop como si fueran expertos en la materia, ante lo cual quedamos literalmente con la boca abierta.

Ya que los «peques» han establecido un contacto natural con la tecnología, la empresa Tech4Brand ha creado unos accesorios con los que su desarrollo puede ser aún más divertido. Se trata nada más y nada menos que de productos inspirados en la serie infantil española Pocoyó y que, valgan verdad, a mí también me gustaría tener en mi escritorio de la oficina a manera de objetos motivadores (por lo menos de verlos ya no me daría tanto sueño después de almuerzo).

Así les presento en sociedad este trío excepcional de teclado, mouse y mousepad, que al ser ergonómicos permiten que nuestros chiquitines utilicen la computadora con libertad de movimiento y sin ejercer una mala posición que sea motivo de futuras lesiones. Además, en el caso específico del teclado, la diferenciación de colores también es altamente estimulante para su capacidad de asociación y memoria. ¡Así sí da gusto aprender!

Por supuesto, como «heavy users» de internet, los pequeños requieren de todos los elementos para disfrutar de las bondades del mundo virtual, entre ellas, las que tienen que ver con plataformas de conversación, como el messenger. De seguro les encantará tener una cámara web donde puedan complementar el contacto escrito con el gestual. Si quieren que sus hijos vayan adelantando algunas materias de la escuela, este es un buen comienzo en el curso de comunicación integral:

Para muestra de esta divertida interacción, otro botón o, mejor dicho, instantánea tecnológica. Una imagen vale más que mil palabras:

A fin de reforzar las imágenes que los niños ven a través de la «compu», podemos completar su set informático con un par de coloridos parlantes. Lo ideal es que sus usuarios estén entre los 3 y 6 años, pero bien podríamos llevarlos a la oficina para recordar a nuestros inquietos retoños. La idea no es dejarlos sin altavoces, sino comprar un juego extra, claro está.

Como ya se habrán dado cuenta, los productos de Pocoyó no solo tienen en consideración las características físicas de los niños, sino también de fortalecer sus procesos mentales de percepción, memoria y razonamiento. ¡Los quiero todos!

Imágenes: Catálogo de Tech4Brand.

Etiquetas : , , , ,

¿Te gustó? Ahora COMPARTELO en tus Redes Sociales

Artículos relacionados

Comments are closed.